miércoles, junio 27, 2007

La suma de todos los miedos

Por El Fanatinche (Ricardo Pinto N.)

Todos sabemos que en este país, a los entrenadores de la selección les tiembla fácilmente el piso. Pese a la experiencia, a Nelson Acosta no deja de pasarle lo que a todos. Cae en los ripios estratégicos heredados por la historia, tiende a alinear los jugadores que la prensa y el ambiente le imponen, se deja llevar por su escuela anticuada y no evoluciona, no "se moja".
Hoy no podía creer la alineación que empezaba jugando en el Cachamay. Por la oncena que practicó en los días anteriores, por los que tenían en el plantel, por el rival que había al frente. No me explicaba por qué Mark González era defensa, por qué Jorge Vargas era el encargado de salir al hombre a hombre, no me explicaba por qué Gonzalo Fierro se quedaba afuera para que ingresara un Ormeño cada vez más distante del que se fue de Chile. Inentendible.
Yo sé que a Nelson Acosta le da miedo jugar con tres en el fondo, como a muchos de los entrenadores que lo antecedieron. Más cuando su temor se basa en la goleada que el scratch le propinó en las eliminatorias, eso es un absurdo. Como si Ronaldo, Robinho, Adriano, Ronaldinho y Kaká no le hicieran lo mismo a cualquier rival de tercer orden. No es motivo.
Lo único que ganó Chile en su historia -la Libertadores de Colo Colo- se ganó con línea de tres atrás. El que dijo que acá no se puede jugar con libero y dos stoppers es simplemente un cobarde y se escuda en la indisciplina táctica de nuestros jugadores de antaño. Era más fácil entrar con Riffo y Rocco atrás, uno que rompe todo, el otro no pierde por arriba.
Era ridículo y
chilenamente cobarde jugar con doble seís en la mitad cuando el rival se salta esa zona del campo. Es ridículo poner dos centrodelanteros en ofensiva en vez de buscar con un atacante carrilero más un punta de área, uno como el intratable Chupete Suazo.
Se mejoró en el global. Todo por un par de cambios que arreglaron el dibujo, le sacaron la burocracia al esquema futbolístico y le impregnó interesantes cuotas de vertigo, fuerza y velocidad que se necesita para ganarlo de contra en 15 minutos.
Así lo dio vuelta Chile. Aprovechando que Ecuador estaba reventado, como se vio en toda competencia anterior donde los del Guayas hayan mostrado sus armas. Es un equipo que se funde en el último tercio. La Roja lo aprovechó "sin querer queriendo", con patriadas de Suazo y Villanueva, con la suerte de Acosta, esa misma que de vez en cuando le viene a golpear la puerta.
No hemos ganado nada, no estamos clasificados, no somos favoritos, el equipo no juega bien, tiene un par de figuras destacadas y varias más que dejan bastantes dudas.

Pero ganamos y estamos felices. Qué importa si lo hicimos viniendo de atrás, ratoneando, regalando un tiempo. Si estamos acostumbrados. Lo que debemos erradicar de una vez por todas es el miedo absurdo a perder. Hay que aprender que es una de las opciones del fútbol. Es responsabilidad del entrenador, es la obligación de los jugadores. Mentalidad señores. ¿Vieron a los peruanos ayer? La derrota es mental, muchachos.

10 Comments:

At junio 27, 2007, Blogger Cristian said...

Factor "cueva". Pura y simplemente suerte. El hecho de tener a Suazo y a un Villanueva que cada día es más trascendente salvó a Chile de la derrota y a Acosta de llevarse la condena nacional por hacer un partido paupérrimo. Cuando Sanhueza termina actuando de 10 en un equipo, es claro que algo estás haciendo mal como técnico.

Saludos. Qué manera de sufrir.

 
At junio 27, 2007, Blogger Futbolero_mayor said...

Yo les tengo más fe que tú pero igual estoy de cuerdo en hartas cosas. Me preocupa que jueguen dos contenciones, que tengamos muchos defensas, que no nos creamos el cuento de atacar y regalamos un tiempo.
Tal como dices, ganamos y ahi estamos. Lo de Perú es otra cosa, eso es libreto perfecto.
Te agregué algunas fotos.

 
At junio 27, 2007, Anonymous Anónimo said...

toda la razon!! TODA LA RAZON!!
cuando se gana jugando mal, la cosa anda mal, esto no va a durar mucho señores, mejico y brasil se van a encargar de sacarnos la mierda, y de pasada (OJALA), que se vaya el pelao,
RATON, COBARDE, ORGULLOSO, ENVIDIOSO, CONFLICTIVO, MAFIOSO.....
suazo y riffo los mejores de la cancha...

 
At junio 28, 2007, Blogger Waldo_Pedro_R said...

Yo también creo que regalamos un tiempo. Pero que hay jugadores que no rinden es cosa de la posición, del esquema, según yo.

 
At junio 28, 2007, Blogger Miguel Ocares said...

La pregunta es, qué va hacer contra Brasil si le tuvo miedo a,los monos ecuatorianos.

 
At junio 28, 2007, Anonymous marcelo said...

Buen análisis Mister, lo que sí, Ocares tiene razón, porque es Brasil el que viene. Irá a poner los mismo tres. Ahora todos opinan, jejeje.

 
At junio 29, 2007, Blogger Waldo_Pedro_R said...

O sea que ahora perdmos cabros? Si México pudo, por qué no nosotros?

 
At junio 29, 2007, Anonymous Nieto said...

Porque el Pelao no tiene idea de futbol...

Porque Melendez y Sanhueza no entraron con instrucciones de Acosta a jugar, entrar con las instrucciones de Borghi...

Porque ninguno de los dos "laterales" que colocó son naturales de ese puesto... no defienden ni a su abuela, tienen la mentalidad del mediocampista que siempre va a tener un compañero atrás para arreglar sus errores defensivos...

Porque sigue teniendo sus vacas sagradas como Navia, y en menor medida Lorca.

Y por ultimo... porque el nivel del Mati Fernandez, cuyo unico culpable es Manuel Pelegrini

 
At junio 29, 2007, Anonymous Anónimo said...

manuel pelegrini? mm interesante teoria jaja , yo lo atribuyo mas al cansansio, pero igual me gustaria que expliques tu afirmacion...

 
At junio 29, 2007, Blogger Waldo_Pedro_R said...

Yo le había preguntado a Pinto que es el que sabe

 

Publicar un comentario

<< Home